Noticias Zumpango Anteriores

Inauguran Peña Nieto y Calderón Hinojosa la carretera San Francisco Tlalchichilpa-Rincón de los Pirules.

San Felipe del Progreso, Estado de México
Martes 1 de Julio de 2008.

Al tiempo de señalar que México es más grande que partidos y visiones de algunos cuantos, así como un proyecto más grande que cualquiera de sus hombres, el gobernador Enrique Peña Nieto, quien junto con el presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, realizó una gira de trabajo por este municipio, en su segundo día de visita por el Estado de México, señaló que trabajar por el país es lo que debe unir a los gobiernos, al margen de ideologías y diferencias partidarias para construir el país que todos queremos.

En la entrega de la carretera San Francisco Tlalchichilpa-Rincón de los Pirules, obra que tuvo una inversión de más de 11 millones de pesos, así como de recursos del Programa de Coinversión Social, el mandatario estatal dijo que “el combate a la pobreza debe unirnos a todas las autoridades, porque si bien hemos dicho que los programas y la política social del estado no deben confundir a nadie, y menos deben prestarse para ser un instrumento de la promoción político-electoral, ningún ciudadano debe sentirse coartado, censurado o manipulado con los programas o acciones de los gobiernos que sean para mejorar su calidad de vida”.

Peña Nieto indicó que la ética política debe estar orientada a ayudar y beneficiar a quien más lo necesita, por lo que en el gobierno del estado “seguiremos acrecentando y ampliando los programas de política social que nos permitan atender a la población que más lo necesita”, ya que se quiere tener un México de éxito, con justicia social y equidad, pues el “México de oportunidad para todos no puede depender de decisiones cortoplacistas, tampoco puede depender de las diferencias entre partidos y menos puede depender de las ambiciones partidistas o individuales”. Luego de escuchar el himno nacional cantado en mazahua por alumnos de la primaria Porvenir Campesino y en presencia de Margarita Zavala, presidenta del Consejo Consultivo del DIF Nacional, así como de funcionarios de los tres niveles de gobierno, el titular del Ejecutivo mexiquense mencionó que la carretera no sólo permite contar con mejor infraestructura, sino con mayor desarrollo para los pueblos.

Asimismo, felicitó a las organizaciones civiles que fueron beneficiadas con proyectos de coinversión y que se suman a las distintas causas que participan en la lucha y en la defensa de distintas causas y necesidades sociales.
Por su parte, Felipe Calderón Hinojosa expresó que ha llegado la hora de que los mexicanos entendamos que ante problemas tan graves como los que tenemos, como es el de la miseria, desempleo, la inseguridad, así como el agua y medio ambiente, sólo unidos se pueden vencer y superarlos. “Ha llegado la hora de estar unidos, partidos políticos, grupos, sin distingos regionales, religiosos o partidistas”, afirmó el mandatario de la nación, quien agregó que sólo unidos se podrá multiplicar la eficacia de los programas sociales que van dirigidos a los más pobres. Dijo que estar en este municipio es una oportunidad de reencontrarse con un compromiso de servir a los demás sin importar el nivel de gobierno y añadió que la entrega de la carretera es un símbolo de lo que se debe hacer: gobiernos unidos, sin distingos, para servir a la gente, para que todos puedan vivir mejor.

Ernesto Cordero Arroyo, secretario de Desarrollo Social del gobierno Federal, mencionó que la entrega de los Programa de Coinversión Social se le da a las organizaciones mexiquenses comprometidas con el bienestar de la población que trabajan en bienestar del desarrollo humano. Detalló que se apoyan proyectos agrícolas, ganaderos y de impulso a las artesanías, así como para promover una cultura de protección de los bosques, y la biodiversidad y reciclamiento de la basura, e informó que las acciones se enfocan hacia los niños, jóvenes y mujeres de comunidades altamente marginadas, a través del combate a la desnutrición, superación del analfabetismo y prevención del cáncer cervicouterino y de mama.

Luis Héctor Álvarez Álvarez, director general de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, subrayó que este año, a través del Programa de Infraestructura Básica para la Atención de los Pueblos Indígenas (PIBAI), la CDI y el gobierno estatal han sumado esfuerzos y recursos para orientar más de 112 millones de pesos para la ejecución de 47 obras en beneficio de 54 mil indígenas mexiquenses que viven en 17 municipios.

Explicó que se desarrollarán 32 ampliaciones de redes eléctricas, en igual número de localidades, en beneficio de 6 mil mexiquenses; el inicio de la modernización y ampliación de 10 kilómetros de la carretera Chotejé-Rioyos Buenavista, en San Felipe del Progreso; la terminación de la cuarta etapa del alcantarillado sanitario en la comunidad de Pueblo Nuevo de los Ángeles, en El Oro; y la terminación de la ampliación del sistema de agua potable en la comunidad Dolores, de Temoaya.

Al dar la bienvenida, el alcalde de San Felipe del Progreso, Eduardo Zarzosa Sánchez, dijo que en la etapa de desafíos que vive el país, se debe demostrarle a la gente que quienes tienen una responsabilidad y oportunidad de servir, lo deben hacer sin distingo de ideologías o credos religiosos. Mencionó que “todos tenemos derecho a las obras y acciones que se realizan con los recursos públicos; la riqueza nacional no tiene colores, ni pertenece a partido político o persona alguna”, y agregó que “lo importante no es la procedencia y cantidad de los recursos, lo importante es que lleguen a la gente que más lo necesita”.

A nombre de los beneficiarios de los Programas de Coinversión Social, Verónica Rocha Rodríguez, representante legal de la Asociación de Salud y Bienestar Social de la Mujer y su Familia, agradeció los apoyos que este día les entregaron para trabajar en beneficio de los habitantes mexiquenses.

[img]https://www.zumpangolandia.com/uploads/img486b16f150e87.jpg[/img]

Posteriormente, el presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, y el gobernador Enrique Peña Nieto entregaron una de las 160 casas que se construyen a través del Fideicomiso Fondo Nacional de Habitaciones Populares (FONHAPO), donde el titular de esta dependencia, Salvador López Orduña, dio a conocer que estas casas tuvieron una inversión total de poco más de 6 millones de pesos, de los cuales, 4 millones 160 mil pesos los puso la federación; un millón 200 mil, el ayuntamiento y 704 mil los beneficiarios.

En el lugar, Calderón Hinojosa y Peña Nieto entregaron las llaves a la familia Rafael Ruiz e hicieron un recorrido por la misma.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar